marzo 09, 2021

# Microrrelato

La reina del océano


¡Hola! queridos compañeros y seguidores, os deseo un buen comienzo de semana y resto del mes.
Regreso para compartiros un nuevo microrrelato que participa dentro del reto: ¿Nos hacemos una ucronía? del TINTERO DE ORO, que si os apetece conocer las bases no tenéis más que clicar en las mayúsculas para ir directamente al blog de nuestro querido compañero David Rubio.
Lo más importante es escribir un microrrelato de 250 palabras máximo que conste de un argumento coherente e inspirado en un suceso histórico pero que debe ser modificado, lo que se conoce como ucronía. Es conveniente anotar también el «punto jómbar», es decir, lo qué hubiera pasado si un hecho histórico hubiera sucedido de forma distinta

Muchas gracias por vuestra atenta lectura y amables comentarios.
 


       La tarde del domingo, el brusco descenso de la temperatura obligó a suspender las actividades al aire libre. Sobre las «07:30 pm» los ricos y famosos celebraban una cena de gala organizada por el matrimonio de millonarios Widdener, en honor del capitán Edward John Smith.
       John Jacob Astor IV, la persona más rica del Planeta en ese momento, estaba sentado cerca del capitán Smith, advirtiendo en él un pertinaz nerviosismo y una inusitada avidez que le obligaba a engullir una ingente cantidad de alcohol, algo inaudito, comparándolo con su habitual comportamiento. Llegando a desconfiar de él, ya que cada vez que le dirigía la mirada, Edward trataba de esquivarla.

      —Aquí en mi camarote no nos puede oír nadie, de modo que explíqueme por qué si no acostumbra a beber, esta noche está ebrio.
      —No puedo contárselo.
      —Si no me lo dice, no voy a permitirle abandonar mi camarote. Conoce mis influencias para hacerle desaparecer cuando quiera.
      —Noooo, se lo ruego... Obedezco órdenes para provocar un accidente esta misma noche. Debo aumentar la velocidad y llevar la embarcación hasta una zona rodeada de icebergs. Con mis treinta años de experiencia nadie sospechará de mí, así me lo han asegurado.
      —¿Quiénes?
      —¡Una organización secreta que me tiene amenazado de muerte!

     —Avisaré al jefe de oficiales, Henry Wilde, para retroceder hasta el puerto de Queenstown, en Irlanda. Tómese este somnífero y retírese antes de que le vean merodear por el barco. Yo me ocuparé de todo, no se preocupe que no le denunciaré.

 

 
      Punto Jonbar (en honor a su creador, John Barr)

     La noche del 14 de abril de 1912, horas antes del hundimiento del Titanic, una reducida élite celebraba una fiesta privada en honor del capitán Edward John Smith, para quien este viaje resultaría su última travesía antes de retirarse.
          ¿Qué hacía el capitán socializando con los pasajeros de primera clase en una cena organizada por dos de éstos, en lugar de estar en el puente de mando?, cuando durante la mañana había recibido varios avisos de cruceros encontrados en el camino que alertaban de la alta posibilidad de localizar la presencia de hielo en la trayectoria, como lo hizo el informe del Caronia a primera hora de la mañana, confirmando la presencia de algunos icebergs.
     Es sospechoso que no quisiera cambiar el rumbo dirección sur, ni redujera la velocidad del crucero, haciendo la colisión inevitable y los daños más graves.

 


Estrella Amaranto © Todos los derechos reservados

 

 

 

45 comentarios:

  1. Hola, Estrella. Muy buena ucronía, esta del Titánic, a partir de una posible conspiración. No conocía la historia que cuentas sobre la cena de gala y, después de lo ocurrido, da qué pensar... Un micro estupendo, muy bien ambientado y muy bien escrito.

    ResponderEliminar
  2. El Titanic es una mina para la imaginación de quien como tú la tiene y has sabido desarrollar tu idea magníficamente en el reducido espacio tiempo con que contabas. Felicidades.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  3. Bue, bue, no seamos tan duros con el capitan, yo veia "el Crucero del Amor" y el capitan de aquel barco era muy sociable.

    Supongo yo el capitan de vez en cuando tiene derecho a celebrar con los pasajeros y estar lejos del timon. Es un ser humano como usted o como yo, y no una extension del barco.

    Ahora bien, si ya estaba involucrado en la destruccion de la nave, eso si que da tema para mil relatos o una novela enterita.

    Parece ser que en ese Titanic TODOS hicieron algo mal, la famosa cadena de errores, cada protagonista fue negligente en algo, llevandolos precipitadamente al desastre.

    ResponderEliminar
  4. Mi queridísima Estrella, una vez más te felicito por tan magnífico micro. Me ha encantado el enfoque que le has dado y que muy bien pudo haber ocurrido así, por qué no? El hundimiento del Titánic pudo haberse debido a un acto conspiratorio como tantos han habido y hay en la historia. Siempre disfrutando con tus grandes dotes narrativas mi querida y entrañable trasta. Mil gracias por estos ratos de lectura tan gratos.
    Te dejo un abrazo inmenso y cálido que envuelva tu hermoso Ser y el consabido cargamento de besos cósmicos desde todos los puntos de mi universo con todo mi cariño para ti, preciosa!!!

    ResponderEliminar
  5. Hubiera sido un buen cambio que el Titanic hubiera llegado a Nueva York.
    La idea de esa conspiración es muy curiosa porque estableces el punto jonbar alterando una hipótesis imaginada más que una realidad.
    Muy bueno.
    Un beso.

    ResponderEliminar
  6. Muy bien resuelta la ucronía, Estrella. Da para escribir una nueva visión del desastre del Titanic.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  7. Amiga Estrella, siempre es hermoso leer tu inspiración, tu imaginación es inmensa y me hace admirarte. Se pueden escribir mil historias al Titanic y tu las escribirás de maravilla. Saludos y abrazo a la distancia.

    ResponderEliminar
  8. Ojalá hubiera sucedido tal como lo cuentas. Pero entonces el Titanic no habría pasado a la historia ni se habrían hecho películas sobre el desgraciado accidente que costó la vida a miles de pasajeros.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  9. Hola Estrella
    Una visión diferente del por qué encalló el Titanic, el capitán conspirando para hundir el barco al ser amenazado por la mafia. Bien pudiera ser una opción, a la que tu imaginación y buen hacer han dado forma. Afortunadamente la perspicacia del señor Astor logra evitar la catástrofe, algo que le agradecerá eternamente la humanidad salvo quizás dos personas, Kate Winslet y Leonardo Di Caprio, que se quedarían sin su papel protagonista. Me ha gustado la propuesta. Un abrazo, Estrella.

    ResponderEliminar
  10. Interesante alternativa a lo sucedido esa noche. Saludos!

    ResponderEliminar
  11. ¡Qué buen relato, Estrella! Le has dado la vuelta maravillosamente. Ha sido un gusto leerte.
    Un abrazo

    ResponderEliminar
  12. Cierto que la historia tiene esta clase de misterios sin resolver. Cuantos personajes no se habrán llevado a la tumba algunos inconfesables que hubieran cambiado el rumbo de los acontecimientos.
    Un abrazo Estrella.

    ResponderEliminar
  13. Hola, Estrella. Buena referencia has buscado para tu relato e impecablemente documentada. Seguro que si hubiera una maquina del tiempo sería un momento histórico bueno para testearla sin provocar excesivos cambios temporales.
    Saludos 🖐🏼

    ResponderEliminar
  14. Interesante hipótesis, Estrella ¿Alguien podría decir que las cosas no ocurrieron de esta manera?
    Creo que tu relato es muy ajustado a los requisitos del reto mensual en El Tintero de Oro.
    Como siempre, te deseo mucha suerte.
    Es todo un placer pasar por tu blog. Un besazo

    ResponderEliminar
  15. Hola, Estrella. A mí esto del Titanic siempre me ha producido escalofríos y no precisamente por el iceberg: el lujo, las risas de los salones, la gente de la bodega y que todo pasara de noche. Ahora añades una conspiración. El relato dialogado me ha parecido muy bueno y has hecho que lo que seguramente es una especulación sin fundamento, resulte una posibilidad cierta. Te felicito. Un abrazo.

    ResponderEliminar
  16. Interesante lo que haces cuando escribes .
    Estás feliz en lo tuyo...
    Trabajando con gente que amas
    ¿qué más se puede pedir?
    un abrazo

    te felicito
    un abrazo

    ResponderEliminar
  17. Vaya ucronía la que nos presentas, Estrella, salpicada se muchas dosis de conspiración. Parece solo algo anecdótico, pero ¿qué hubiera pasado si el Titánic hubiera llegado a puerto? Puede que el impacto económico hubiera sido distinto, puede que sí haya algo detrás, después de todo, tu relato es tan creíble que parece impensable que no lo haya XD.
    Me gustó mucho, otro relato que nos dejas para enmarcar.
    Un abrazo!

    ResponderEliminar
  18. Buenos días Estrella, por aquí me tienes leyendo tu particular Titanic. Una propuesta novedosa donde la historia del buque da un giro inusitado.
    Me pregunto que, si normalmente el capitán es el último en abandonar un buque, que plan b tendría para salvar su vida.
    Las preguntas que nos planteas son coherentes y completa el punto J
    Un fuerte abrazo, sra capitana de letras.
    Equilibrio entre la parte narrada y la dialogada.

    ResponderEliminar
  19. ¡Ja! Así que era el capitán del barco el malo. Me siento como si me hubieran explicado lo de los Reyes magos.

    En serio, buen cambio de historia. Tan interesante que me hubiera gustado leer más. Lástima que son solo 250 palabras.

    ResponderEliminar
  20. Muy bien solucionado el micro... Un somnífero y todo arreglado, los ricos si que saben utilizar sus influencias... Tienes para un libro con esta historia, daría para largo

    ResponderEliminar
  21. Hola Estrella, no me sorprendería que esta hipótesis tuviera algo de cierta, aunque dudo de que el capitán estuviera involucrado, mas que nada porque era su glorioso retiro, no lo iba a empañar así, a menos que fuera por la vida de alguien mas a quien amaba y que desde luego no iba en el barco, pero me hizo mucha gracia tu ingenio para narrarnos la escena.
    El vídeo precisamente nos deja ver, que historias sobre el Titanic, sin dudas las habrán y a granel, cada una mas descabellada o creíble que otra.
    Si este barco hubiera navegado hoy día, seria un buen punto jonbar que con el supuesto deshielo por el cambio climático, no se hubiera hundido...

    Como de costumbre querida, un gusto leerte. Te dejo un fuerte abrazo.

    ResponderEliminar
  22. Una ucronía fantástica, todas las historias inspiradas en el Titanic siempre son intrigantes y si le sumas las conspiraciones y los complot ya un micro redondo.
    Es un placer leerte, Estrella.
    Un fuerte abrazo.

    ResponderEliminar
  23. ¡Hola, Estrella! Jo, te aseguro que el micro no solo es una estupenda recreación de lo que no fue, sino todo un preámbulo para conocer un poco más sobre esa conspiración que, literariamente, daría para toda una novela. Un micro que se nota bien documentado y que nos acerca a uno de los hechos icónicos del s. XX. En broma, una de las mil consecuencias es que me habría ahorrado las tres horas de aburrimiento en el cine cuando mi, por entonces, novia me llevó a rastras para verla, je, je, je... Estupendo aporte! Un fuerte abrazo!!

    ResponderEliminar
  24. Hola Estrella,
    Tu conspiración en torno al Titanic tiene ese toque de cine de suspense que nos deja con las ganas de saber más. ¿Qué busca esa conspiración? Qué endiablados planes tenían contra el mundo... Estaría bien dar alas a esta hipótesis.
    Muy buena ucronía Estrella. Un abrazo

    ResponderEliminar
  25. UoU!! Que genial y fantástico relato, pero nada descabellado...quien puede asegurarnos que sucedió en esos momentos?!! jejeje.
    Excelente trabajo, un abrazobuho.

    ResponderEliminar
  26. Fantástico relato! Has ideado una ucronía que encaja perfectamente. Podría haber ocurrido de esta forma, y siembra una duda verosímil.
    Maravilloso!! Felicidades!

    ResponderEliminar
  27. Hola Estrella. Soy Beri Me ha gustado mucho el micro. Me imagino que en tu historia el punto Jonbar es el hecho de que el Titanic no se llegó a hundir gracias a que dejaron fuera de combate al capitán Smith, con lo cual no pudo ejecutar su plan. Curiosamente, he tenido la oportunidad de leer en varias ocasiones que gracias al hundimiento del famoso trasatlántico que era "insumergible" la normativa sobre salvamento y seguridad marítimas dio un gran salto hacia delante. Es el consuelo que nos queda. Felicidades y un abrazo.

    ResponderEliminar
  28. Hola, Estrella! Me encantó el relato. La alternativa que planteas es perfectamente posible y, por lo mismo, de tremendo impacto. Un abrazo

    ResponderEliminar
  29. ¡Hola, querida Estrella!

    Buenísima, esa probabilidad que planteas sobre la conspiración, pues siendo que el capitán fue avisado de los icebergs, el que no cambiara de rumbo y continuara en la fiesta..., da que pensar; ¿para qué querría morir? El caso es, que has realizado una ucronía muy bien ambientada, las escenas, los diálogos, todo el contexto parece pertenecer en verdad al momento de entonces. Bien podrías alargar este corto, pues te ha quedado fantástico.
    Felicidades.
    ¡Un fuerte abrazo!

    ResponderEliminar
  30. Hola Estrella. Una visión muy novedosa sobre la tragedia del Titanic. Son muchas las teorías que intentan explicar tantos datos extraños, y la tuya es tan buena y posible como la que más. ¿A lo mejor una compañía adversaria fue la causante del desastre? Nunca lo sabremos pero nos quedará tus letras.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  31. Hola Estrella, enhorabuena,... muy buena propuesta, bien documentada y que deja en el aire un montón de interrogantes...
    Feliz domingo!

    ResponderEliminar
  32. Wowwww mi querida Estrella, eres
    maravillosa en tus relatos y este
    me agrado muchísimo, ademas podría
    haber sucedido,te quedo super bueno,
    un placer visitarte.

    Besitos dulces

    Siby

    ResponderEliminar
  33. Buen relato, Estrella,

    en esa reunión en el camarote se palpa la tensión.
    Conspiración y locura en 250 palabras.
    Muy interesante el punto de vista que propones.
    Abrazos

    ResponderEliminar
  34. Hola, Estrella, qué tema has escogido, interesantísimo, y me ha encantado cómo lo has recreado. ¡Te felicito!
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  35. Vengo siempre para aprender de tus escritos
    Que tengas un dia lleno de luz
    Mucha

    ResponderEliminar
  36. Hizo bien entonces el capitán en acompañar su barco en ser, ambos, tragados por las entrañas del mar hasta el fondo del océano. De haber sobrevivido se le habría venido un juicio encima. Fue más poética y propia de los marinos, la muerte que eligió con el Titanic.

    Va un abrazo.

    ResponderEliminar
  37. Hola Estrella te agradezco la visita que has hecho a mi pequeña ucronía.
    En tu relato valoro la gran verosimilitud que alcanzas de un hecho probablemente inverosímil. Los diálogos creíbles muy propios de la cubierta de 1ª Clase del buque y de los personajes que dominaban las finanzas del momento. Y por supuesto si llegar a Nueva York antes de tiempo les garantizaría los titulares de la prensa nacional, regresar al puerto de origen en el Reino Unido no dejaría a los tabloides británicos mudos.

    Me ha gustado tu relato.

    ResponderEliminar
  38. Me gusta la forma que te ingeniaste para cambiar esta historia. ¿Te imaginas si en realidad fue producto de un complot? No estaría lejos de ser una realidad. Vi en un documental que, el Titanic se hundió, en última instancia, por imprudencia humana. ¡Me encanto mucho tu ucronía, Estrella!
    Saludito

    ResponderEliminar
  39. Saludos Estrella.
    Muy buena ucronía. Con inteligencia y documentación haces creíble esta realidad alternativa, me resulta extraño que no aparezca en la enorme lista de los seguidores de las teorías de la conspiración.

    ResponderEliminar
  40. Este cambio de rumbo en la historia del Titanic sería muy acertado se se hubiera llevado a cabo, un gran acierto por tu parte Estrella pensar en este punto de la navegación para darle este vuelco y conseguir salvarlo del hundimiento.
    Muy buena ucronía, mira por donde estamos cambiando el rumbo de la historia.
    Un abrazo
    Puri

    ResponderEliminar
  41. Hola Estrella, me atrapó tu relato, podría ser parte de una novela, he oido muchas teorias sobre el trágico destino del Titanic, y la verdad, quizá escarbando bien se podría construir toda una explicación alternativa, he disfrutado mucho con esta lectura, un gran abrazo¡¡

    ResponderEliminar
  42. Bueno, Estella, original, como siempre. Me ha gustado esta conspiración posible causante de una gran catástrofe. He visto varias versiones de la película, pero no conocía los datos que nos das en el "punto Jombar". Estos retos en los que participas, del Tintero de Oro, me parecen muy interesantes. Me asusta un poco la profesionalidad de los participantes, pero no descarto en unirme alguna edición.
    También quiero agradecerte, aunque ya lo he hecho en mi blog, tus palabras de ánimo, reconforta encontrarte con personas afines que acarician tu alma en los momentos que más lo necesitas. Gracias de corazón.
    ¡Feliz semana!

    ResponderEliminar
  43. Hola, querida Estrella.
    Estupendo micro, y el y si…, es del todo creíble. No tenía ni idea de la información que nos cedes. El problema del Titanic o de lo que sabemos sobre él, es que en nuestra mente (por lo menos la mía) prevalece la representación que nos dejó la película, y esta no deja de ser un drama amoroso poco creíble, :) Muy buen aporte, me ha gustado mucho como has relatado esta trama en forma de conspiración, y su fácil solución, la posibilidad de que un somnífero pudiera haber salvado tantas vidas y así impedir ese gran desastre. ¡Muy bueno!
    Un beso enorme.

    ResponderEliminar
  44. Hola mi estimada Estrella, mi gran maestra en el Tintero de Oro. Que buena historia y muy bien narrada con argumentos creíbles y hasta para reflexionar. Considero que este tipo de relatos dejan muchas interrogantes interesantes de acontecimientos históricos que si hubiesen pasado de otra manera. Feliz días Santos. Saludos cordiales desde Puerto La Cruz Anzoátegui Venezuela.

    ResponderEliminar
  45. ¡Hola, Estrella! Lo primero es desear que estés bien, te he enviado un par de mails para que me remitas este micro en word para que pueda incluirlo en la revista que publicaré la semana que viene con los micros de este reto. Un fuerte abrazo!

    ResponderEliminar

Mil gracias, queridos amigos y lectores de mi blog, por hacer un pequeño descanso y apreciar la lectura de mis textos.
Os quedo eternamente agradecida e intentaré devolveros la huella.
Estrella Amaranto.